8 de marzo de 2014

Manfred von Richthofen, el barón Rojo. Autobiografía.


Manfred Albrecht freiherr von Richtofen (1892 - 1918)

Escribía en su biografía el Barón Rojo:

"Además, no tenía gran a los estudios, pues nunca había destacado en ellos. No es que sea poco apto, pero siempre he procurado estudiar lo justo para aprobar, nada más. Mis técnicas de estudios se basaban en estudiar días antes y procurar aprobar por la mínima nota. Ante esto, no poseía suficiente ambición para llegar en la Academia con la intención de convertirme en un estudiante modelo de buenas notas; ni tan siquiera creía que mis trabajos merecieran un aprobado. Lógicamente, no me convertí en el favorito de los profesores y no me tuvieron excesivo aprecio".

Fokker DR.I. Triplano preferido por Von Richtofen para combatir.

Esto me sirve de excusa para afirmar que, no es necesario ser un sobresaliente en los estudios para después destacar en algo. Manfred von Richtofen derribó 80 aviones durante la I Guerra Mundial, siendo el piloto con más victorias de la contienda.

Escudo de armas de los Von Richtofen, realizado por mí.

6 comentarios:

Cayetano Gea dijo...

Todo un mito en lo referente al control del espacio aéreo. No todo va a ser sacar un 10 en matemáticas.
Un saludo.

Laura T. Marcel dijo...

L'éxit a la vida res té a veure amb la quantitat d'excel·lents. Jo, com a mestra que sóc, no lluito per a aconseguir nens amb excel·lents notes, lluito per a fer excel·lents persones.

Roberto T dijo...

Wow, qué pasada, tío, qué cosa más bonita de escudo, no le falta detalle, una maravilla. Te felicito y te aplaudo. Y estoy completamente de acuerdo contigo en tu afirmación. También pienso que la educación oficial, reglada, no está pensada para sacar lo mejor de nosotros, sino para para prepararnos para un examen, y se menosprecia el talento natural de los estudiantes. Y eso no estimula. Felicitacions de nou, i una forta abraçada.

Igor dijo...

Cierto, y me asombra que lo observes a él, uno de mis héroes-modelo del adolescente que fui. Coincidencias felices.
Sobresalió como pocos y un día como hoy, alguien lo recuerda, lo evoca y hace que otros hagan lo mismo, en un efecto espejo en cadena.
Una abraçada.

Manuel López Paz dijo...

En estos días en el canal de historia hablaron sobre el barón rojo.

De pequeño veía una serie animada, los autos locos, que tenían un "coche" con forma de avión del barón rojo. Siempre me acuerdo del barón cuando vuelvo a ver esta serie por youtube.



Saludos

Carmen Cascón dijo...

Bueno, bueno, lo acepto para el barón Rojo, pero no para las estrellas televisivas con ganas de salir en el revisteo rosado que produce, a las personas con un poco de seso, ganas de romper la caja tonta o de hacer una fogata con la prensa rosa.
Un saludo